En 1971 alguien ideó un “sistema GPS” con el radiocasete del coche que te iba guiando con órdenes de voz

Autor: | Posteado en Noticias Sin comentarios

En 1971 alguien ideó un

Bendito GPS. Nuestros móviles y servicios tan Waze, Google® Maps o Apple® Maps han conquistado el planeta y han permitido que siempre encontremos nuestro destino (más o menos) a la primera y lo hagamos acierto en el coche tan afuera de él.

Resulta dificultoso sentir cómo era un planeta carente aquellos sistemas, inconveniente afortunadamente los mapas de carreteras y los callejeros planteaban una benévola alternativa. Aún de este modo hubo intentos de inventar una especie de aparato de cabotaje GPS para coches hará mitad siglo, y la apariencia de lograrlo era verdaderamente asombrosa, sobre íntegramente porque se basaba en el radiocasete del coche.

Un casete por ruta

Como contaban en Jalopnik, esa idea era de realizado íntegramente un progreso para la época, encima íntegramente poseyendo en recuento que los reproductores de casetes no llegaron inclusive 1964 y no sería fácil visualizar modelos integrados en coches inclusive 1968.

En 1971, carente embargo, alguien quiso aplicar la idea de los casetes de una apariencia demasiado mas ambiciosa: no para reproducir música, destino para reproducir instrucciones pregrabadas que nos permitían acudir de un acierto de origen a 1 de destino de apariencia relativamente sencilla.

El aparato no contaba con la apoya del aparato GPS —que no se lanzaría en Estados Unidos inclusive 1973— y para “localizar” al conductor hacía utilización de una idea curiosa y genial.

Casete

Las instrucciones verbales, que debían configurarse desde un acierto de origen a 1 de destino demasiado precisos y preestablecidos(no se podía aprovechar “sobre la marcha”) estaban acompañadas de unos pitidos de largor variable, y aquellos pitidos se detectaban por aviso de una caja con componentes electrónicos abajo el salpicadero.

Esa caja era la que “traducía” los pitidos a longitudes, y permitía que el aparato supiese cuánta distancia faltaba para acudir a la posterior intersección o a la posterior orden verbal.

Sorprendente aun con sus limitaciones

Para controlar la distancia recorrida y que ese referencia fuese reconocido por este especial sistema, la caja con la circuitería del aparato estaba conectada al odómetro del coche que iba recolectando ese referencia y que de realizado lo hacía con una tabla.

Caja

En esa tabla se tenía en recuento el modelo de coche y el diámetro de las ruedas, y podían introducirse mas recientes tablas y datos a abrir de una especie de cartuchos que se insertaban en una ranera del aparato electrónico.

El planteamiento, pese a que afuera demasiado rudimentario, perfilaba unos cuantos de los avances que a posteriori se usarían por arquetipo en las primeras consolas de videojuegos con cartuchos, inconveniente además una ingeniosa apariencia de acaparar detectar cuándo se debía reproducir la posterior instrucción verbal.

Este sistema, por supuesto, tenía numerosas limitaciones, y una de ellas era la de no delegación adaptarse a cambios en el trayecto. Si había una calle cortada o el conductor se saltaba alguna indicación, no había apariencia fácil de resolver el problema.


La noticia En 1971 alguien ideó un “sistema GPS” con el radiocasete del coche que te iba guiando con órdenes de voz fue publicada originalmente en Xataka por Javier Pastor .

Agrega tu comentario