El gran inconveniente de la privacidad no es la encuesta del INE, destino que no nos importan el resto de escándalos similares

Autor: | Posteado en Noticias Sin comentarios

El gran inconveniente de la privacidad no es la encuesta del INE, destino que no nos importan el resto de escándalos similares

El adulterado 29 de octubre se entregaba a conocer que el Instituto Nacional de Estadística (INE), reconocimiento a un pacto con las 3 grandes operadoras, iba a aprovechar (y está usando) los datos de localización de los móviles de los españoles para conocer dónde viven, laboran y cómo se mueve la población. La polémica, por supuesto, estaba servida, a abatimiento de que el INE afirmó que los datos se anonimizarían y no se asociarían a titulares de la líneas.

Como no podría ser de otra manera, los usuarios pueden darse de baja de este sistema para eludir el rastreo, un rastreo que comenzó el 18 de noviembre y que se ejecutará en 4 fases. A abatimiento de las reiteradas garantías de anonimato por aviso del INE, no han resultado escasos los usuarios que, en las redes sociales, se han caseta en pie de guerra contra la institución llegando a calificarlo de espionaje. Quizá porque, tan afirma el abogado David Maeztu, “los datos de tráfico y localización y los datos que identifican a su titular (que aire declarar de datos diferentes) sólo pueden cederse para los fines de la ley y sólo a ciertos autorizados, entre los que no está el INE”.

Sin embargo, llama la atención que se ponga acierto foco en un estudio anónimo del INE a la par que instalamos App tan FaceApp, dándole todos los permisos que necesite, para visualizar cómo nos aplica un filtro que nos hará parecer viejos, mujer u hombre. Y es únicamente un ejemplo.

Privacidad sí, inconveniente de ocasión en cuando

Privacidad 2

El estudio del INE ha generado debate, mas aún tras la venida del Reglamento General de Protección de Datos (GDPR, por sus siglas en inglés), inconveniente no ha resultado el único ¿escándalo? vinculado con la privacidad de los usuarios. Las redes sociales tan Instagram, Facebook o Twitter pueden acceder a una demasiado grande cuantía de datos generados en nuestro móvil que cedemos de apariencia voluntaria a alteración de delegación encaramar historias o fotos a nuestro perfil, y van demasiado mas allí que la ubicación. Por poner un ejemplo, un condición para encaramar historias a Instagram es donarle entrada a la remembranza del teléfono, la alcoba y el micrófono de nuestro móvil.

La gran mayoría de plataformas gratis brindan sus servicios a alteración de una moneda: los datos del usuario

Cabría deducir que, vistas las polémicas generadas en torno a Facebook, Google® o Amazon, siendo una de las mas actuales la relacionada con los altavoces y los humanos que escuchaban fragmentos de nuestras conversaciones, los usuarios dejásemos de aprovechar los dispositivos y servicios. De la semejante forma, cabría abandonarse que tras el asunto Cambridge Analytica la gente dejase de aprovechar Facebook o Instagram, inconveniente ausencia mas a distancia de la realidad, porque Facebook sigue batiendo récords de ingresos y usuarios activos ese semejante año.

Podríamos simpatizar revisando casos tan estos, tan la investigación criminal contra Facebook por haber compartido datos personales con mas de 150 empresas, la principios de datos de Facebook con 540 millones de datos de usuarios alojada en un server carente cifrar, los 2 estudios que acusaban a unas cuantas televisiones inteligentes de filtrar datos privados a empresas de servicios, las 1.300 App de Android-OS que recopilaban datos a abatimiento de negarle los permisos, las apps gratis que robaban fotos de los usuarios de Android, etc.

Y es que al carencia en el asunto castellano y según un estudio de Karpersky, un 41% de los usuarios españoles estaría dispuesto a abandonar las redes sociales si de este modo se garantizase su privacidad, pese a que la otra cara de la moneda es que el 87% las usa. De la semejante forma, solo el 17% de los españoles estaría dispuesto a dejar su smartphone(teléfono inteligente) para garantizar su privacidad, una cifra que se antoja baja si partimos de la principios de que el 92% de la población española posee un smartphone. Mención singular merece el 12% de españoles que reconoce haber cedido su info elenco para entrar a los típicos test persona “¿A qué popular te pareces?”.

En escasas palabras, la controversia en torno al estudio del INE deja visualizar una cosa: parece que la privacidad nos importa en el punto sabemos que puede rondar siendo vulnerada de alguna forma, en el punto se nos informa encima el proceso, en el punto somos conscientes. Sin embargo, no parece que tengamos inconveniente al donarle permiso a una aplicación o aseo para que acceda a cada rincón de nuestro móvil, tampoco parece que nos interese demasiado echarle un mirada a los Términos y Condiciones de las apps o servicios y a su política de privacidad. Siguiente, siguiente, aceptar, aceptar.

La clave está en el valor, inconveniente además en los amigos

Instagram

¿Y por qué algunas cosas nos importan y otras no? Una de las respuestas está en el valor que los servicios ofrecen, y ahí hay indiscutible factor subjetivo que depende sola y exclusivamente del criterio de cada usuario. ¿Por qué utilizamos Facebook y no Mastodon, que se presupone mas privada? ¿Por qué WhatsApp, que es de Facebook, y no Signal? ¿Por qué Google® y no DuckDuckGo? Por el valor, por lo que nos brindan a alteración de esa moneda que pagamos en apariencia de datos.

En ese sentido, Instagram es 1 de los mejores ejemplos. Sabemos que las fotos se suben a los servidores de Facebook, que nuestro utilización de la aplicaciones y de otros servicios se usa para mostrarnos aliciente segmentada y que, de alguna forma, corres el riesgo de que las fotos que subes a tu perfil acaben descargadas en el amovible de distinto cliente carente que tengas la mas mínima idea de que eso ha sucedido, inconveniente a alteración puedes comunicarte con tus conocidos, flanquear tu vida, salvar fotos o, simplemente, rondar al aniversario de tus círculos. Hacia qué lado se incline la balanza, privacidad vs funciones, es poco que depende del usuario.

Hacia qué lado se incline la balanza, privacidad vs funciones, es poco que depende del usuario

¿Dónde está el problema? En el factor “dónde están mis amigos”, en el efecto de red. A nadie le agrada proclamar contra una pared en una alambrada social adonde no hay gente, o aprovechar una aplicaciones demasiado privada, inconveniente además demasiado minoritaria, tan podría ser Signal. Los usuarios atraen a los usuarios, y de prorrumpir cometidos atractivas para retener a los mismos conocen demasiado las grandes empresas tecnológicas. De nuevo, el arquetipo mas elemental es Instagram con las historias, los mensajes directos, los streaming en vivo; o Facebook, que posibilita desde montar una tienda a vender artículos de 2ª mano o seguir a streamers de videojuegos desde la plataforma.

Tenemos de este modo un bucle infinito: no deseo Facebook/Instagram porque no es privado, me me dirijo a Mastodon, no hay gente, no posee cometidos que sí tengo en Facebook, vuelvo a Facebook/Instagram. Salir del bucle es poco que se pasivo seleccionar siendo consciente de que supone un sacrificio, principalmente, en términos de rendimiento, funciones, sincronización, es decir, comodidad. Y ese es el debate de fondo: elegir la comodidad o la privacidad.

También te recomendamos

Cada ocasión mas colegios utilizan reconocimiento facial para eludir tiroteos… utilización que a posteriori extienden para supervisar a los alumnos

Cómo anular la info elenco tuya que surge en Internet

Cómo pedir a la AEPD la retirada de fotos y vídeos sexuales o violentos subidos a Internet carente tu consentimiento


La noticia El gran inconveniente de la privacidad no es la encuesta del INE, destino que no nos importan el resto de escándalos similares fue publicada originalmente en Xataka por José García Nieto .

Agrega tu comentario